5 principios que aplican artesanos del cuero para crear empresas de éxito

Queremos contarles a cerca de nuestros clientes, en nuestra empresa encontramos clientes con diferentes necesidades, tenemos artesanos principiantes que quieren hacer un gran trabajo, pero no saben por dónde empezar, artesanos experimentados que buscan mejorar la calidad de su trabajo y eventualmente clientes con necesidades particulares, generalmente son adultos mayores y nos contactan porque quieren hablar con una persona antes de ordenar. 

A menudo tienen una pregunta muy específica sobre una herramienta o material que tenemos en nuestra tienda. Durante nuestra conversación, mencionan la compañía en la que trabajan, aprovechamos y la buscamos en Google porque nos interesa conocer más a nuestro cliente y así brindarle soluciones adecuadas para satisfacer su necesidad, mientras aclaramos sus inquietudes. Es entonces, cuando descubrimos que este artesano es dueño de una empresa de artículos de cuero bien constituida y con una larga trayectoria en el mercado, es ahí donde reafirmamos que para todo negocio siempre habrá un cliente.

Nos encanta recibir estas llamadas porque eso quiere decir que nuestros productos, a pesar de estar hace poco en el mercado, son llamativos, no comunes, satisfacen una necesidad y lo mejor es la respuesta que nos manifiesta el cliente “Siempre estoy buscando algo mejor”

El artesano habla de estar buscando nuevas herramientas y mejores técnicas y al encontramos no dudan en hacer contacto. Por nuestro lado no solo ofrecemos productos sino también los mejores consejos, gracias a nuestra experiencia adquirida.

Observamos que cada cliente, en la mayoría de los casos están buscando mejorar su trabajo. Han estado trabajando con el cuero durante muchos años, pero incluso después de todo ese tiempo, no están descansando en sus laureles. Estos son artesanos de toda la vida, que a veces han empezado sus empresas a partir de sueños, pasión y en algún garaje, convirtiéndolas en empresas bien cotizadas. Aun así, cuando ven una oportunidad potencial para mejorar sus materiales o su técnica, siempre la aprovechan.

En cada conversación que tenemos con los artesanos, aprovechamos para que nos cuenten como lograron el éxito en su negocio de artesanías en cuero. 

Hoy, nos gustaría compartir cinco de sus principios más comunes:

Púlete, púlete y púlete más, hasta que creas que ya no puedes hacerlo mejor

Como comentamos anteriormente, los maestros de un oficio artesanal siempre están aprendiendo y tratando de mejorar. A menudo ocurre que una vez que llegan a una cima, la siguiente se hace visible. 

El ascenso para dominar un oficio realmente nunca termina, pero está bien comenzar donde estás, quieres pulir tu trabajo tanto como sea posible, ve un poco más allá de lo que crees que es «lo suficientemente bueno» e intenta hacer lo mejor que puedas, no te esfuerces hasta el punto de la frustración y el fracaso, pero tampoco te conformes con la mediocridad, esto es especialmente cierto cuando estás empezando.

Una vez que llegues a lo que crees que es lo mejor que puedes hacer, muestra tu trabajo frente a los demás. A veces, debes comenzar vendiendo desde el maletero de tu automóvil, en alguna tienda u otro mercado. No siempre es necesario que vendas tu trabajo, sino que lo expongas para darlo a conocer. Obtén comentarios sobre tu trabajo, escucha atentamente lo que las personas tienen que decir y continúa refinando. A menudo te irá mejor cuando estás haciendo algo para otra persona. Usar tu trabajo para regalos es una excelente manera de mover tus artículos.

Concéntrate en mejorar solo un aspecto a la vez

Probablemente has escuchado este consejo antes. Nosotros lo hemos escuchado mucho.

Cuando recibimos llamadas de veteranos de artesanía en cuero, no están buscando diez formas diferentes de mejorar las cosas. Por lo general están enfocados en un solo aspecto, como costura, bordes, repujado, tallado, pegado, corte, etc., o puede ser solo un detalle cómo mejorar los cordones de cuero de sus trabajos. 

Tratar de mejorar todo a la vez lo volverá loco, así que concéntrate en un aspecto a la vez. 

Concéntrate en solo unos pocos productos y sé el mejor en ellos

Una pregunta que siempre realizamos a los fabricantes desde hace mucho tiempo es «¿Qué te ha hecho exitoso?» y generalmente obtengo la misma respuesta: «concentrarme en pocas cosas y ser el mejor en ellas». 

Cuando indagamos más en su negocio, se denota que no empezaron a ofrecer todos los productos a la vez. Por lo general, empezaron a ofrecer solo algunos productos o incluso un solo producto. Generalmente afilan, refinan y refinan ese producto hasta obtener el resultado esperado. Al mismo tiempo, lo comercializaron e intentaron correr la voz hasta que suficientes personas lo conocieran. Finalmente, llegaron a un punto deseado y continuaron con gran éxito. 

En conclusión, no tienes que ofrecer un gran catálogo de artículos al principio, concéntrate en esas pocas cosas primero, luego ramifícalas a medida que mejores y vayas obteniendo una reputación.

Tómate el tiempo para aprender una habilidad

Nuestro tallador tiene una de las habilidades más importantes para nuestro negocio y también es una de las más difíciles. Le tomó varios meses para ser aceptable y todo un año para ser decente. Antes de comenzar a trabajar en serio el cuero, tallaba y repujaba piezas de tala. Cuando estaba aprendiendo talla en tala, el maestro que le estaba enseñando no se preocupó mucho por el talento que él tenía sino le dedico más tiempo a los demás alumnos y se enfocó en la elaboración de artículos estándar como bolsos y billeteras.

Nuestro tallador empezó a perfeccionar su habilidad por su cuenta. Fue un proceso difícil y largo, después de unos meses de muchos intentos pudo tallar una pieza lo suficiente buena como para venderla, le tomó otro tiempo en perfeccionarla.

Si estas interesado te vamos a compartir esos conocimientos de tallado y, con suerte, ayudarles a aprender más rápido, pero es importante recordar que debes tomarte el tiempo para desarrollar este tipo de habilidades. La buena noticia es que una vez que te haces bueno en el tallado, toma cada vez menos tiempo terminar un trabajo.

Si te apasiona y amas lo que haces, nunca trabajarás un día más en tu vida

A menudo, los exitosos fabricantes de artículos de cuero a los que hemos investigado, no tenían una formación clásica en una escuela de marroquinería. Buscaron y buscaron las mejores instrucciones que pudieron encontrar, practicaron y practicaron hasta que sintieron que podían producir algo de lo que pudieran estar orgullosos. 

Esto siempre nos inspira porque refuerza el hecho de que no siempre es necesario tener el fondo ‘correcto’ para sobresalir en algo y que se puede comenzar en cualquier momento. Lo que hemos observado de estos artesanos experimentados es que aman lo que hacen. Su pasión por lo que hacen fue un importante contribuyente a su éxito. La gente a menudo dice que tienes que ser disciplinado para ser bueno en algo. Si bien esto es cierto, la disciplina no tiene porqué ser un trabajo pesado sí amas lo que haces.

Y como dice nuestro tallador “para mí eso era hacer tallado en cuero. Es una locura, lo sé, pero ser el mejor tallador es lo que me impulsa a hacer un gran trabajo. Nunca me canso de buscar nuevos diseños o probar nuevas técnicas y métodos de construcción. Pasaré horas en esto, mientras que otras personas se darán por vencidas en poco tiempo”.

¿Qué fue lo que te inspiro a trabajar en el arte del cuero? Por favor, háganos saber en los comentarios.

Deja un comentario

Abrir chat
1
Hola, ¿En qué podemos ayudarte?